En FAMILIA

Just another WordPress.com site

Buscar resultados para: “recorte

Las plantillas de profesores de la escuela pública no se han recuperado aún de los recortes

A los profesores y profesoras de los centros educativos públicos no les ha llegado la recuperación. Los colegios e institutos de la red pública siguen con menos docentes que cuando Mariano Rajoy llegó al Gobierno en 2011, pese a que  la economía ya ha vuelto a niveles previos a la crisis. En el curso 2011-2012 daban clase 494.515 profesores en colegios, institutos y centros de FP, según datos del Ministerio de Educación. El último, la cifra se quedó en 491.895, es decir, 2.621 menos.

El número de profesionales con carga docente en centros no universitarios –queda excluido el personal administrativo– ha crecido poco a poco desde 2013-2014 tras el batacazo del ejercicio anterior, el mayor en la serie en los últimos años: solo en 2012-2013 se prescindió de 21.900 profesores de Infantil, Primaria, ESO, Bachillerato, FP y Educación Especial. Mientras tanto, los docentes de la concertada y la privada –Educación no desglosa datos de una y otra– han seguido aumentando curso a curso: 188.000 en 2011-2012, 192.717 en 2012-2013 (el año demoledor para la pública), 193.779 en 2013-2014… hasta llegar a los 203.632 este último año.

Si sumamos la variación de profesores de todos los centros, sin importar la titularidad, el aumento alcanza el 1%. Este es el porcentaje que ha destacado el Ministerio de Educación en  su nota de prensa para informar de estos datos, pese a que una parte mínima corresponde a más recursos de profesorado para los centros públicos. La escuela concertada y privada tuvo el curso pasado 5.904 profesores más, lo que supone un incremento del 3% frente al 0,3% de la pública, cuya plantilla total es más del doble (494.515 frente a 203.632). Además, de los 100 centros de enseñanza que empezaron a funcionar este curso, solo 43 eran públicos, menos de la mitad.

En la horquilla de tiempo que va desde 2011 hasta 2016, el número de alumnos y alumnas en colegios, institutos y centros de Formación Profesional públicos ha subido de 5.394.203 a 5.505.523. Menos docentes para más estudiantes.

En los datos de plantillas recogidos para este artículo no se incluyen las enseñanzas de  régimen especial (enseñanzas de idiomas, música, danza, arte dramático o deportivas) aunque la situación de su profesorado ha seguido una suerte similar y el mismo esquema de evolución.

En los centros concertados y privados, en estos casos, sí se produjo un pequeño recorte en número de docentes –de 6.157 en 2011-2012 a 6.065 el curso siguiente– que  se recuperó mucho más rápidamente que en la pública. En solo un año, el 2013-2014, el número aumentó en casi 700 mientras que los centros de gestión pública apenas arañaron 200 profesores más.

20 horas lectivas y medias jornadas

Esperanza Rodríguez ha trabajado en este periodo en el mismo instituto y asegura que no ha percibido “ninguna mejoría”. “Con los recortes ya se toman como habituales situaciones que antes eran excepcionales y tengo la sensación de que se han normalizado en el funcionamiento de los centros y eso hace que sean irreversibles. Estamos en unos mínimos muy mínimos”, afirma la profesora de Filosofía.

Pone como ejemplos las medias jornadas en la plantilla –docentes que dan unas horas en un centro y completan en otros–, la desaparición del tiempo para el trabajo en equipo o la dificultad para desarrollar proyectos educativos con un horario sobrecargado de horas lectivas –en 2012 aumentaron de 18 a 20 semanales y aún no se ha revertido–. Sí se ha recuperado la tasa de reposición al 100% –en 2012 solo se reponían una de cada diez jubilaciones– y las ratios (número de alumnos por aula), aunque algunas comunidades como Madrid siguen sin cumplirlas.

Entre  las comunidades cuyos centros públicos están aún lejos de los niveles de personal docente de 2011 están Murcia (con un 9,5% menos) y Castilla La Mancha (un 8%). También Cataluña y Canarias, donde sigue volatilizada el 2% de las plantillas de profesores.

A la espera de la oferta de empleo público

Desde los sindicatos confirman que “no se ha producido la reversión de los recortes en educación” y fían una mejora de las condiciones  a la oferta de empleo público pactada con el Gobierno de la que todavía se ha concretado poco. “Las plazas que se van a estabilizar son 250.000 pero el Gobierno aún no ha concretado cuántas corresponderían al sector educativo, uno de los que tiene más tasa de interinidad”, señala Maribel Loranca, de UGT.

En los últimos años, esta cifra ha alcanzado el 20%, lo que repercute directamente en la estabilidad de las plantillas y la dificultad para abordar proyectos educativos a largo plazo, dicen los sindicatos.

UGT recuerda, además, que aún hay medidas de austeridad de los decretos de 2012 que no se han desterrado, “como el aumento de las horas lectivas a 20”. Hasta entonces eran 18. Algunas comunidades, como Cantabria, han iniciado la reducción de esta carga sin llegar todavía al escenario precrisis.

Anuncios

EL RECORTE QUE PIDE BRUSELAS Y TODA ESPAÑA,… A GRITOS

POR FIN CONFIRMAMOS A LOS VIVIDORES:

Cargos

Número

Diputados y senadores

650

Parlamentarios autonómicos

1.206

Alcaldes

8.112

Concejales

65.896

Diputados provinciales

1.031

Cargos de confianza en diputaciones

970

Responsables de cabildos y consejos insulares

139

Consejeros Valle de Arán

13

Mancomunidades

2.800

Políticos contratados como cargos de confianza

40.000

Políticos empleados en empresas públicas o con participación estatal

131.250

Políticos en la Unión Europea

1.100

Políticos en embajadas autonómicas

940

Políticos en el Consejo de Estado

60

Políticos retirados con pensiones

1.600

Tribunal de Cuentas

120

Consejos económicos y asesores

4.800

Defensores del pueblo, menor, mujer, etc

900

Observatorios y entes asesores

2.600

Fundaciones públicas

1.600

Sindicalistas liberados

65.130

Representantes Patronales

31.210

Cámaras de comercio

6.000

Cargos políticos en la Tesorería General de la Seguridad Social

800

Cargos políticos en el INEM nacional y regionales

2.400

Cargos políticos en entidades educativas

1.900

Instituto Cervantes

80

Cargos políticos en embajadas nacionales

240

Entidades de cooperación al desarrollo

230

Cargos políticos en medios de comunicación públicos

630

Entidades de gestión de fondos de formación

140

Entidades de desarrollo rural

860

Consejos reguladores

480

Políticos ante organismos internacionales (ONU, OCDE, etc)

160

Consorcios

870

Comisiones nacionales (Valores, Telecomunicaciones, etc)

440

Gestores de fondos públicos

680

Casa Real

132

Entidades financieras públicas

460

Cargos de designación para gestores de clases pasivas

40

Cargos de designación para entes gestores de vivienda pública

390

Entidades de publicaciones públicas

430

Entidades de difusión cultural en el exterior (estatal y autonómica)

1.470

Agencias Públicas de Regulación

910

Tribunales y entes de mediación

630

Entidades de conservación del patrimonio

860

Entidades de investigación e I+D

182

Entidades relacionadas con el tabaco

182

Entidades relacionadas con el juego

164

Patrimonio del Estado y autonómicos

640

Entidades de coordinación territorial y municipal

450

Entidades de mutualidades públicas

1.360

Cargos de designación directa en el sistema sanitario

8.260

Cargos de designación directa en el sistema educativo

9.390

Organismos de control interno

4.270

Organismos de gestión catastral

2.470

Direcciones generales de Policía y Guardia Civil

130

Instituciones Penitenciarias

61

Protección civil y servicios de emergencias

700

Seguimientos de medios de comunicación y gabinetes de prensa

7.200

Servicios estadísticos y de padrón municipales

730

Entidades de transporte público estatal, autonómico y local

7.800

Entidades de conservación de infraestructuras

1.360

Correos y telégrafos

870

Consejos deportivos

120

Entidades bibliotecarias y museísticas

2.080

Entidades vinculadas al teatro, cine y expresiones artísticas y culturales

1.415

Entidades de conservación

360

Entidades de reindustrialización y reconversión

82

Entidades vinculadas a la gestión de la energía

540

Mercados centrales

346

Desarrollo de medios rurales

1.315

Gestión del agua y cuencas hidrográficas

860

Protección medioambiental y actuaciones en la costa

2.105

Agencias meteorológicas

26

Agencias de cambio climático y reducción del gasto energético

480

Centros de estudios sociológicos, históricos y constitucionales

795

Organismos de igualdad y prevención de la violencia doméstica

2.330

Organismos de trasplantes y donación

86

Plan nacional sobre drogas

36

Entidades estatales y autonómicas de comercio exterior

2.450

Entidades de astronomía y astrofísica

34

Entidades de investigación oceanográfica y pesqueras

260

Parques tecnológicos y empresariales

370

TOTAL…………………………….

445.568

Este mensajito no es ni de derecha, ni del centro, ni de izquierda, es un mensaje del 99,5% de “paganinis”, contra el 0,5% de “listillos”, (a lo mejor se salva alguno)…
Así que léelo y pásalo.
Por fin se sabe el número de políticos que pululan por estas nuestras “Españas”. Y como era de esperar, tenemos más políticos viviendo de los presupuestos que ningún país de Europa.
Tenemos EL DOBLE de políticos que el segundo país con más políticos de Europa (Italia).
Resulta que tenemos 300.000 políticos más que Alemania ¡ con la mitad de población ! Además Alemania está mucho más descentralizada que España. Alemania cuenta con 6 niveles administrativos (Estado – Länder – Regiones Administrativas – Distritos – Mancomunidadades – Municipios) y España sólo con 4 (Estado – Comunidad Autónoma – Provincia – Municipio).
Tenemos 445.568 políticos.
(Año 2.011)
165.967 médicos
154.000 policías
19.854 bomberos
Resulta que tenemos más políticos que médicos, policías y bomberos…juntos!
¡¡¡ VENGA YAAAAAAAAA !!!

¡¡¡ A ESTOS SON A LOS QUE HAY QUE HACERLES UN ERE, Y A ROBAR A SIERRA MORENA !!
Maestro: 1.400 euros por prepararte para la vida.
Policía: 1.600 euros por arriesgar por ti su vida.
Bombero: 1.800 euros por salvar tu vida.
Médico: 2.200 euros por mantenerte con vida.
Diputado: 30.000 euros por joderte la vida, y los 30.000 son…, ¡para toda la vida!.
NO MAS SUELDOS PARA TODA LA VIDA. Somos España, no NESCAFÉ.
Solo falta por añadir que para trabajar como:
– Policía hay que tener el Bachillerato Superior y hacer una Oposición.
– Bombero hay que tener el Bachillerato Superior y hacer una Oposición.
– Maestro hay que tener el Bachillerato Superior, Título Universitario (cuatro años) y una Oposición.
– Médico hay que tener el Bachillerato Superior, la nota media mas alta en la selectividad. Título Universitario (seis años), Oposición a MIR. Especialidad (obligatorio 4 años para medicina general o cinco años el resto de especialidades) Oposición.

Total once años en el mejor de los casos.
– Diputado: NINGÚN REQUERIMIENTO, ni titulación ni oposición, solo el dedo.
Y que no hablen de elección popular, que son listas cerradas.
Ahora tú lo pasas…
o no.
Tú eliges.

Los RECORTES son NECESARIOS…¿?

Desde luego, pobrecillos, ellos que son los primeros que se han “recortado” se han sacrificado por su país y el resto debemos hacer lo mismo… (apréciese el fino tufillo de ironía de este prefacio)…

Así que si recortan la sanidad, educación, servicios en general es porque es muy necesario y no se puede gastar dinero en frivolidades. Si no, ahí tenéis a los diputados que se dedican a la política por su gran vocación de servicio a su país, a pesar de que les supone grandes sacrificios. Y si alguien no me cree, se lo explico.
¿Qué recibirá un diputado tras resultar elegido el 20N?
– Un iPhone 4S. Si ya tenía el iPhone de la anterior legislatura, se lo queda gratis.
– Un iPad. Si ya tenía el portátil de blablabla, se lo queda por 100€.
– Un PC en el despacho.
– Módem 3G.
– Voz y datos pagados.
– ADSL en casa pagado.
– Si eres del PP o PSOE, un asistente para cada dos diputados. Si eres de otro partido, uno propio.
– Un despacho propio.
“Estamos pidiendo un sacrificio a todos los ciudadanos” (Rubalcaba)
¿Y para moverse?
– Si usa su propio coche recibe 0.25€ por km, o sea, 25€ cada 100 km y se te pagan los peajes.
– Si no tienes un coche oficial asignado, 3.000€ anuales para taxis (250€/mes).
– Billetes de primera clase para avión, tren y barco.
“Tendremos el Estado de bienestar que podamos” (Rajoy)
¿Y el sueldo?
– Sueldo base de 3.126,52€ mensuales y dos pagas extra.
– Si formas parte de alguna comisión, recibes entre 775,15€ y 1.590,34€ más al mes.
– Si tienes algún cargo (Portavoz, Secretario, etc) en el peor de los casos recibes 2.318,96€ más al mes.
– Puedes tener trabajos y cargos fuera del congreso sin límite ni perjuicio en el sueldo/ayudas.
– Los sueldos que cobres de tu partido, tampoco afectan en nada.
“Los sacrificios de hoy son la puerta al bienestar del mañana” (Zapatero)
¿Y las ayudas?
– Si fuiste elegido fuera de Madrid, recibes 1.823,86€ mensuales más para alojamiento y manutención.
– Si fuiste elegido en Madrid, recibes 870,56€ mensuales más para alojamiento y manutención.
– Si viajas dentro de España, 120€ diarios.
– Si viajas fuera de España, 150€ diarios.
“Los españoles pueden estar seguros de que no habrá sacrificio ni esfuerzo que no estemos dispuestos a hacer” (Cospedal)

¿Y los beneficios fiscales?
– Las dietas relacionadas con transporte no tributan, no se declaran a Hacienda vamos.
– Las dietas relacionadas con alojamiento y manunteción no tributan.
– Los sueldos/dietas por tener un cargo en el Congreso, no tributan.
– Si dejas de ser diputado, percibes una paga mensual de 2.813,87€ hasta un máximo de dos años. No importa si tienes un sueldo privado.
“La salida de la crisis, con el esfuerzo de todos” (Pepe Blanco)
¿Y si se disuelven las cortes porque va a haber elecciones?
– Derecho a una indemnización consistente en el sueldo de los días transcurridos hasta que se forma el nuevo Congreso (el sueldo de dos meses aproximadamente), vuelvas al Congreso o no.
– El Congreso te paga las cuotas de la Seguridad Social, Derecho pasivo y otras cosas durante ese tiempo.
– El Congreso mantendrá tu póliza de accidentes durante ese tiempo.
– El Congreso sigue pagando el ADSL, voz y datos durante ese tiempo.
– La mudanza de tu despacho corre a cargo del Congreso.
“Todos tenemos que hacer sacrificios” (Esperanza Aguirre)
¿Y la jubilación?
Si tienes 55 años y…
– Has sido diputado once años: 100% de la pensión máxima (2.466,20€).
– Has sido diputado entre nueve y once años: 90% de la pensión máxima.
– Has sido diputado entre siete y nueve años: 80% de la pensión máxima.
– Por el 10% del salario base, derecho a pensión privada a cargo del BBVA.
Como veis, son unas condiciones lamentables. Por eso los políticos son los más adecuados a la hora de hablar de recortes y sacrificios. Ellos ya se están apretando el cinturón y pasándolo muy mal.
Por eso cuando un político hable de sacrificios ¡Aplaude!. Cuando hable de recortes ¡Vitoréale! Sabe muy bien de lo que habla porque es un drama que conoce de primera mano.

ALTERNATIVAS AL RECORTE DE SALARIOS

Estoy totalmente de acuerdo, y por tanto, lo difundo. 
España debe bajar su déficit en 9,4 puntos porcentuales en la próxima década, una de las reducciones más drásticas del mundo, según el Fondo Monetario Internacional…  que además pide un recorte en las prestaciones sanitarias de nuestro país para reducir la deuda. Menudo panorama.
¿No creéis que ha llegado el momento de coger el toro por los cuernos?… y recortar primero: 
DISOLUCION DE LOS MINISTERIOS DE: 
IGUALDAD (que lo incluyan en JUSTICIA),
VIVIENDA (que lo incluyan en FOMENTO),
EDUCACION Y CIENCIA (que se haga cargo el de CULTURA),
ADMINISTRACIONES PÚBLICAS (que se haga cargo el de PRESIDENCIA)
ANULACIÓN DE DOS VICEPRESIDENCIAS:  CHAVES Y E.SALGADO.
DISOLUCIÓN DE LAS DIPUTACIONES PROVINCIALES (órgano totalmente inutil y tapadera de "amiguetes")
DISOLUCIÓN DE LOS "CONSEJOS PROVINCIALES", NIDO DE INÚTILES MAMONES.
ANULACION DE  LA PENSION VIATALICIA DE TODOS LOS DIPUTADOS, SENADORES Y DEMÁS "PADRES DE LA PATRIA".
LIMITAR SUELDOS DE ALCALDES SEGUN Nº DE HABITANTES. QUE  NO SE  PONGAN LOS SUELDOS QUE LES DA LA GANA (Ej. El actual de Calviá, Mallorca que cobra
más que el Presidente del Gobierno de España).
CAMBIAR LAS LEYES, Y ADEMAS DE CARCEL PARA LOS LADRONES, OBLIGAR A QUE TODO EL DINERO QUE HAN ROBADO LOS POLITICOS Y DEMAS "ADJUNTOS"  VUELVA A LAS ARCAS DE LAS COMUNIDADES DONDE HAN SIDO ROBADAS.  Y EL QUE NO DEVUELVA EL DINERO CADENA PERPETUA, A LA CARCEL  EL RESTO DE SU VIDA. (eJ. Pachulin, Pantojas, Pretoria, Mercasevilla, Roldan,  etc.. etc..)
TODOS los coches oficiales (cosa que se hizo hace 40 años y en los Pactos de la Moncloa y funcionó), "no es posible que tengamos mas coches oficiales que USA".
Anular TODAS las tarjetas VISA oficiales (que cada uno baile con su pañuelo) y poner en la calle a TODOS los "cargos de confianza" tenemos funcionarios de sobra para encargarse de esas labores).
TODOS los diplomáticos excepto un embajador y un consul en cada pais. ("No es posible que malgastemos en esto mas que Alemania y El Reino Unido")
Con eso, y con rebajar un 30% las partidas 4, 6 y 7 de los PRESUPUESTOS GENERALES DEL ESTADO (adios "transferencias a sindicatos, partidos políticos,fundaciones opacas y chupopteros varios") se ahorrarían mas de 45.000 millones de Euros, no haría falta tocar las pensiones y los sueldos de los funcionarios. 
Recortar las inversiones públicas en 6.000 millones de Euros es un disparate, en estos momentos, en los que necesitamos que alguien gaste para que la actividad económica no se detenga.
Tiene razón el FMI cuando dice que "un buen plan de ajuste podría incluso acelerar la actividad económica", pero desde luego no es el plan de Zapatero.
 ¡¡¡¡CON LA MITAD DEL DINERO QUE SE RECAUDARIA CON ESTAS MEDIDAS, SE ACABABA LA CRISIS DE CUAJO !!!!
 Difundid este mensaje, ya es hora de que todos seamos conscientes de la grave situación a la que nos enfrentamos.

RECORTE SALARIAL A FUNCIONARIOS

( SEGURAMENTE, TODOS LOS QUE NOS LLAMAN VAGOS SE VAN A ACORDAR UN POCO DE NOSOTROS).
– El carpintero  metálico, tipo fornido y de brazos bronceados por las chispas que genera la soldadora eléctrica, se alegra de la medida que ha tomado su Presidente Zapatero. Que se joroben los funcionarios.
– El dueño del gimnasio  de la esquina, joven emprendedor, tan aficionado al deporte como a las agujas, dice que ya era hora de que se metiera mano a esa panda de vagos y caraduras.
– La dependienta  de la tienda de ropa, a quien el uniforme negro queda tan bien, aplaude los recortes que el Ejecutivo piensa llevar a cabo en las retribuciones de los empleados públicos.
– El camarero  autónomo, dueño de un bar de barrio, hombre sacrificado y eficiente en la ardua tarea de regentar su negocio, celebra que el Gobierno baje el sueldo de los funcionarios.
– La cajera del supermercado hartita de trabajar dentro y fuera de su casa es de la misma opinión que el señor que en esos momentos está pagando, un jubilado que no aprueba que se congelen las pensiones pero sí que se disminuya el salario de los funcionarios.
– Antonio el frutero , que se levanta todos los días a las cinco de la mañana para ir a la lonja, explica a la Rafi,la de la papelería, mientras le pesa las manzanas fuji, que esto lo tenía que haber llevado a cabo el Gobierno hace mucho tiempo, que por culpa de lo que se ha venido gastando en todos esos parásitos no productivos que son los empleados públicos, nos vemos como nos vemos…
El funcionario  regresa andando a su casa tratando de calibrar cómo le va a afectar el recorte de su salario y de qué manera puede minimizar el impacto que el mismo va tener en su economía doméstica.

Piensa que lo primero que va a desechar son los gastos inútiles: Su casa necesita reformas, pero no tiene duda de que estas habrán de esperar a tiempos mejores, si es que llegan. De modo que nada de cambiar los cierres de aluminio…  A la porra el Carpintero, electricista, albañil….

Decide que el mes que viene no irá al gimnasio de la esquina: sale más barato correr en el parque y, además, es más sano. Los abdominales los hará en casa, con los pies metidos debajo de la cómoda.  A la porra el del gimnasio….

Hace, asimismo, memoria de los polos y camisas que tiene en el armario y determina que tampoco necesita renovar el vestuario este verano. La pena es que no podrá recrearse en la visión de alguna que otra dependienta.  A la porra la dependienta,

No piensa renunciar a la cervecita, pero en lugar de tomarla en el bar de barrio, se comprará unas latas, aunque no en el supermercado habitual, en el que las cajeras están hartitas de trabajar dentro y fuera de la casa y que es un par de céntimos más caro que el Dia.  A la porra el de los desayunos, me lo traigo de casa y los fines de semana, a la porra el Bar Manolo.
También ha llegado a la determinación de comprar las verduras en una frutería más barata que la del Antonio el frutero. La calidad será menor pero, total, lo verde está malo de todos modos.
A la porra las frutas de Antonio, las compro en el indú de la esquina, que además me la lleva a casa.
– Y así, el funcionario vuelve a casa, cabizbajo, mientras los comerciantes ignoran lo que el preclaro y eficaz intelecto del Presidente de su Gobierno ha hecho por todos ellos.

Los funcionarios que estamos hoy en día en la Administración no hemos entrado a dedo o regalando jamones (como en las películas de Fernando Fernán Gómez y Rafaela Aparicio), yo me pagué una academia, hice mis oposiciones y aprobé el examen. He tenido que comprarme todos los temarios de derechos administrativo y otros 20 temarios más (que nadie me ha regalado).  Hoy  dia, casi todos somos titulados en alguna carrera, tenemos preparación suficiente para este o cualquier trabajo.  Somos generaciones nuevas que hemos sustituido a, efectivamente,  unos ¿pocos? vagos que se llevaban un sueldo a casa “por la patilla”.  A ver si de una vez abrimos los ojos, la Administración la componemos funcionarios que trabajamos, que no somos unos vagos y que nadie nos regala nada.  Efectivamente, nosotros, un colectivo muy numeroso, vamos a dejar de consumir con el recorte y como se suele decir, el que venga detrás que arree.   Luis Cervera.

LA EDUCACIÓN QUE QUEREMOS – Plataforma Estatal por la Escuela Pública –

La situación de deterioro por los recortes educativos y sociales de los últimos siete años precisa de nuevas políticas educativas y sociales. Para fortalecer el contenido de un pacto por la educación, que revierta los deterioros y permita avances educativos y sociales, requerimos del diálogo social y la participación de la comunidad educativa. Las Administraciones Públicas, garantizando la inversión necesaria, deben apostar por la planificación, promoción y extensión de una red pública de escuelas que sea el eje vertebrador de la escolarización porque es la escuela pública la que debe ser la garante de la equidad y el derecho a una educación de calidad.

LA EDUCACIÓN QUE QUEREMOS

Reclamamos al gobierno central y a los gobiernos autonómicos una nueva política educativa, que revierta los recortes contra la educación pública, incluyendo ratio, empleo, becas, ayudas, infraestructura, así como que se revise los currículos, se fomente la formación del profesorado, se prevenga el fracaso escolar y se promueva la conciliación familiar y laboral, todo ello dentro de una escuela, gratuita, inclusiva, laica, participativa y democrática. Desde la Plataforma por la escuela pública, consideramos como elementos rectores de las políticas educativas los siguientes:

  • La educación básica debe entender como finalidades que alumnos y alumnas sean capaces de:
    • Aprender por sí mismos a ser personas y a vivir con dignidad.
    • Aprender por sí mismos a convivir como ciudadanos y ciudadanas del mundo, críticos, libres, justos y solidarios.
    • Aprender por sí mismos las habilidades para la vida adulta.
    • Aprender por sí mismos a cuidar y defender el planeta Tierra como ecosistema universal.
    • Aprender por sí mismos a conocer.
    • Aprender a ser autónomos e independientes a partir de un conocimiento crítico de la realidad.
  • La consideración de la educación como un derecho fundamental y universal de ciudadanía que debe ser garantizado por los poderes públicos. Comprende el acceso gratuito al sistema educativo en todas sus fases y la compensación cuando se parte de situaciones de desventaja. El derecho a la educación se debe entender como un derecho a lo largo de toda la vida, sincronizado o en alternancia con el trabajo.
  • La garantía de la equidad y la inclusión como valores transversales. Como valores humanos, la escuela debe promover e implementar justicia e igualdad real de oportunidades; entendiendo la diversidad como valor positivo para el aprendizaje y el desarrollo de las personas y la comunidad. Los poderes públicos deben promover que todas las personas puedan acceder a la educación, puesto que es el sistema educativo el motor principal para luchar contra las desigualdades sociales, para conseguir compensarlas y lograr una verdadera cohesión social.
  • La promoción de la igualdad de las personas, sin discriminación de género, orientación sexual, religión, clase social, origen, raza, aspecto, lengua o cualesquiera otras. Nuestro modelo educativo debe basarse en una escolarización mixta, sin estereotipos y equilibrada. Tal promoción integra la coeducación y la educación en valores y para la ciudadanía, impulsándola igualdad entre los sexos, el respeto a la diversidad afectiva y sexual y de género, que supere los contenidos que sustentan las desigualdades de género; la educación en una cultura de paz y para la convivencia, la resolución pacífica de conflictos y el diálogo; la educación en el respeto a los seres humanos y a la naturaleza, ligada a nuestra propia supervivencia; la participación en el proceso de enseñanza aprendizaje fundamentado en el trabajo cooperativo y en la solidaridad, hará posible el aprendizaje de la ciudadanía.
  • La garantía de una educación laica, de forma que ninguna creencia religiosa se utilice ni como adoctrinamiento ni como motivo de discriminación o de obtención de privilegios, asegurando el respeto por las creencias individuales de todas las personas. Esto significa la supresión de la confesionalidad del currículum y específicamente la materia de religión.
  • La exigencia de una escuela democrática y participativa por medio de una visión abierta de los centros educativos y la participación de la comunidad educativa. Promover la autonomía de los centros educativos, así como la gestión y el control de los centros por parte de la propia comunidad educativa, dotando en este sentido al consejo escolar de un espíritu de consenso y de las competencias necesarias y promoviendo el carácter democrático y pedagógico de los equipos directivos; así como reconocer y regular los derechos de los y las estudiantes.
  • La construcción de un currículo alternativo al existente, con la participación activa de la comunidad educativa, dinamizándolo y adaptándolo a las exigencias y necesidades futuras de las nuevas generaciones y que integre los nuevos problemas sociales. Introducir nuevas metodologías, innovación y aprendizaje cooperativo en el trabajo con el alumnado y entre el profesorado. Organizar nuevos tiempos yobjetivos que amplíen las posibilidades de aprendizaje del alumnado y reciban una formación integral y no una formación encaminada solo a la superación de pruebas externas. Un currículo que facilite un proceso de enseñanza y aprendizaje más personalizado y respetuoso con los ritmos de aprendizaje y las características del alumnado y sus familias, que fomente la creatividad, la imaginación, la motivación, la interacción, la iniciativa y el aprendizaje por descubrimiento.
  • La inversión educativa garantiza el derecho a la educación que queremos. Un sistema educativo público y de calidad no solo necesita una financiación suficiente, sino también una intencionalidad política que defina los fines que pretendemos y los objetivos que le atribuimos. Un sistema basado en la equidad como principio, que desarrolle instrumentos y acciones dirigidas a compensar las desigualdades y garantizar una educación de calidad para cualquier persona requiere un esfuerzo económico notable. La inversión en un sistema educativo público y de calidad debe ser suficiente y sostenida en el tiempo. Requerimos una inversión del dinero público en la escuela pública, de modo que permita el cumplimiento de la equidad y el derecho a una educación de calidad, gratuita, inclusiva, laica y participativa; así como la universalización y garantía del derecho a la educación. Desde la Plataforma por la Escuela Pública, proponemos 5% del PIB en una legislatura con el compromiso de llegar a medio plazo al 7%, trasladando ese incremento al gasto por alumno/a en todos los territorios y vinculando esa subida a programas y proyectos socialmente debatidos, con objetivos y prioridades que respondan a las necesidades educativas compartidas por toda la sociedad,
  • El ejercicio de la docencia. El profesorado es un agente clave en los procesos de construcción de una sociedad más justa, libre y democrática, por lo que su reconocimiento, valoración y apoyo social e institucional se hace imprescindible, evitando la precariedad e inestabilidad laboral y permitiéndoles además su desarrollo. El profesorado está afectado por los cambios acelerados que se producen en su entorno y, por tanto, su tarea de educar y enseñar está en permanente cambio. Por ello, uno de los factores que han de responder a dichos cambios es la formación inicial y la necesaria formación continua del profesorado.
  • La estabilidad en las políticas educativas. La educación debe entenderse como un proceso de mejora continuada. En este sentido, hay que tener capacidad para reflexionar colectivamente y hacer un diagnóstico preciso y riguroso de la situación actual de la educación en nuestro país que permita realizar propuestas de mejora eficaces y continuadas en el tiempo. La educación ha de formar parte delos consensos básicos que permitan su estabilidad. Se hace necesario que se realicen acuerdos entre todos los agentes sociales y políticos, para que el sistema educativo sea más estable y no dependa de los cambios de gobierno. Es un momento propicio para trabajar juntos en un pacto educativo que siente las bases ideológicas y los compromisos que sirvan de anclajes para una normativa en la que se puedan establecer cambios puntuales (según las necesidades), pero no estructurales, como viene sucediendo. Por ello, se hace imprescindible la participación de la comunidad educativa y los agentes sociales en el diagnóstico y la construcción de estos consensos básicos

El tamaño de las aulas importa: más alumnos, más burocracia y menos tiempo para aprender

Las clases masificadas provocan que el profesorado pierda tiempo en imponer orden, perjudican a los estudiantes más desfavorecidos y dificultan la individualización de la enseñanza. España supera ligeramente la media de los países de la OCDE con 22 alumnos por clase en Primaria y 25 en Secundaria. La situación ha empeorado en los últimos años como consecuencia de los recortes porque el descenso de profesores ha conllevado la subida de alumnos.

Apenas se habla de ello, pero es de lo que más afecta al día a día en clase. Cuántos alumnos hay metidos en un aula o con cuántas personas tiene que lidiar un profesor cada hora. Aunque es la parte más visible de esta variable cuantitativa, no es la única. Hay otras, menos evidentes, pero también importantes: cuántos exámenes debe corregir el maestro de cada tacada o con cuántas familias tiene que relacionarse en cada curso. Las ratios condicionan hasta dónde se puede individualizar la atención a los alumnos.

El presidente francés, Emmanuel Macron, ha puesto sobre la mesa la cuestión de las ratios, en general por encima de los límites recomendables, durante su campaña electoral. Prometió que las reduciría a 12 alumnos por clase en Primaria de un curso para otro. Su ministro de Educación, Jean-Michel Blanquer, anunció a principios de julio que en una primera fase se realizará en 2.500 clases de colegios de zonas desfavorecidas. La tarea será ardua. En Francia, según datos de la OCDE, las ratios en Primaria están actualmente en 23 alumnos por clase.

En España la situación no está mucho mejor. En Primaria hay 22 alumnos por clase —de media—, mientras en Secundaria la cifra sube hasta los 25. Con estos datos, nuestro país se ubica en la posición número 12 de los 33 países que analiza la OCDE, por encima tanto de la media de estos países como de la media de la Unión Europea de los 21 –países que forman parte de la UE y de la OCDE– , que se sitúa respectivamente en 21 y 20 en Primaria y 23 y 21 en Secundaria.

España se coloca justo por detrás de EEUU y por delante, precisamente, de Francia. China lidera la clasificación por países, con 50 alumnos de media en Secundaria y casi 40 en Primaria, y Letonia la cierra con 15 y 16, respectivamente.

Los datos de España hay que cogerlos con cuidado. Son medias y, en muchas ocasiones, se nutren de dos extremos: las grandes ciudades suelen tener muchos más alumnos por aula que los entornos rurales o de pequeñas poblaciones. En las grandes capitales puede llegar a haber hasta 40 alumnos en cada clase en los últimos años de bachillerato.

La situación solo ha empeorado en los últimos años como consecuencia de las decisiones adoptadas por la crisis. El descenso del número de profesores ha conllevado automáticamente la subida de los alumnos por clase, como constató CCOO en un reciente informe. Así, en el periodo entre el curso 2008-2009 y el 2015-16 cada aula de un centro público acoge a un alumno más en Primaria y a uno y medio en Secundaria. En regiones como Madrid  la masificación en las aulas ha llegado a la justicia (la expresidenta, Esperanza Aguirre, permitió subir las ratios un 20% de manera coyuntural, pero nunca se bajaron) y en otras como Cantabria están en máximos europeos.

Con Cifuentes, la Comunidad de Madrid mantiene a más alumnos de los que marca la ley porque apela a un decreto que permitía subir el número ante la reducción de plantilla. Sin embargo, se quedó sin efecto después de que el Gobierno anunciara una tasa de reposición del profesorado del 100%. Así las cosas, el limite legal de ratios marca un máximo de  25 alumnos en Infantil y Primaria; 30 en Secundaria y 35 en Bachillerato.

El tamaño de las aulas importa, explican los expertos. Y no solo en el rendimiento de los alumnos, también en el discurrir de la propia clase o en el gasto educativo. Aunque no hay excesiva literatura específica al respecto, Blanquer sí aludió a “estudios realizados en Francia y en el extranjero” para avalar la propuesta francesa de reducir las ratios.

La OCDE, en su Panorama de la Educación, explica tímidamente que “las clases más pequeñas pueden beneficiar a grupos de estudiantes concretos, como los que proceden de entornos desfavorecidos”.

La importancia de la atención individual

Los profesores que están cada día en las aulas confirman estas impresiones y van más allá. “El número de alumnos es una de las cosas más importantes”, asegura una profesora de Primaria. “Es la manera de conseguir una atención lo más individualizada posible para cada estudiante. Para mí, en un mundo ideal el máximo razonable son 18-20 y el óptimo, 14-15. Si tienes divididos a los alumnos en grupos de rendimiento (no una división física, está en tu cabeza), puedes centrarte en el que tiene un menor desempeño y el otro trabajará solo. Con tres grupos ya no vas a llegar a todos”, explica. Y si en la clase hay alumnos con necesidades educativas especiales, la aseveración anterior redobla su validez e importancia.

Más allá de esto, señala la OCDE, “un mayor tamaño de las clases parece estar asociado a un porcentaje más elevado de estudiantes con problemas de comportamientos y con la necesidad de dedicar más tiempo a mantener el orden, en vez de a la enseñanza y al aprendizaje”.

Los datos de la OCDE muestran que en los países con menos alumnos en cada clase (Letonia o Estonia, con casi 15 alumnos), los profesores dedican casi el 85% del tiempo a la enseñanza y el aprendizaje, mientras que en los que más tienen (clases que rondan las 35 personas), este porcentaje cae por debajo del 75%. La media de la OCDE no llega al 80%. En una clara correlación, en los países con las aulas más masificadas el 15% del tiempo se va en mantener el orden en clase, mientras que los que menos alumnos tienen no llegan al 10% de los minutos invertidos en esta tarea.

Además, como recuerda otra maestra, no solo se trata de las horas de clase en sí. Más alumnos significa más exámenes que corregir y, sobre todo, más familias que atender durante el curso. De nuevo, más tiempo dedicado a la burocracia y restado a las tareas puramente académicas que limita esa individualización de la enseñanza a la que apuntan los expertos como el camino a seguir.

En Francia, pionera en la reducción masiva de ratios si mantiene la promesa, tienen tarea por delante. Tanta, que los sindicatos del país creen que no lo van a lograr. Reducir el número de alumnos por aula requiere más clases físicas y más profesores. La parte de los maestros más o menos se puede acometer, es cuestión de dinero. Más dificultades presenta la de las aulas. De momento, como solución temporal, los directores se plantean separar las clases que ya tienen por la mitad con algún recurso coyuntural (una cortina, un muro) o utilizar las aulas informáticas.

Daniel Sánchez Caballero

TTIP

¿Qué es el TTIP? De la democracia al gobierno de las transnacionales.

El Tratado Transatlántico de Comercio e Inversión (TTIP) es un tratado de libre comercio que se está negociando entre Estados Unidos y la Unión Europea desde 2013. Si no ha oído nada sobre él es porque las autoridades negociadoras de las dos regiones lo han mantenido en secreto durante las diferentes rondas de negociación.
Hemos conocido una pequeña parte de su existencia y de las dificultades que tienen los eurodiputados de acceder a la información sobre su contenido, gracias a una serie de filtraciones. Los controles sobre su redacción son muy estrictos, la comisaria europea de Comercio, Cecilia Malmström, defiende el secretismo en el que se ha manejado todo como parte del protocolo para la firma. Sin embargo, los lobbies de las empresas transnacionales están teniendo una participación muy directa como consultores en la redacción del mismo.

El TTIP se está negociando de espaldas a la ciudadanía lo cual ha hecho que mucha gente se pregunte sobre los riesgos que conlleva su firma. La presión social ha logrado que las autoridades europeas comiencen a hablar y a pronunciarse, pero en todo caso, la información no vendrá de Bruselas. Por eso es necesario mirar lo que ha pasado en otras regiones que han firmado tratados de libre comercio para entender la magnitud de lo que implica el TTIP. El ejemplo más claro es lo que ha ocurrido con el Tratado de Libre Comercio de Norteamérica después de más de veinte años de su firma.

¿Qué aprendemos del Tratado de Libre Comercio de Norteamérica?
Tras la caída del muro de Berlín, el libre mercado fue recibido acríticamente como el campeón de la pelea del siglo. Sabemos la manera fulminante en que fue acogido por los países exsoviéticos. También la manera en que fue impuesto a la mayoría de los países en desarrollo como condición para la renegociación de sus deudas, muchas de ellas ilegítimas. Pero se habla poco de cómo en Estados Unidos la apertura comercial despertó sospechas en ambas costas de su geografía. Las primeras voces críticas fueron las de los sindicatos que preveían una fuga de puestos de trabajo hacia los países que ofrecían bajos salarios en los que las transnacionales buscaban aumentar sus márgenes de ganancia. Así, el anuncio de la firma del primer gran Tratado de Libre Comercio, el firmado en América del Norte entre Estados Unidos, Canadá y México (TLCAN), puso en alerta y movilizó a los sindicatos estadounidenses. Desde que culminó la edad dorada de la producción y de los salarios en Estados Unidos (1947-1973), los trabajadores venían notando las consecuencias de la flexibilidad laboral. Los años ochenta trajeron una situación que llegaría para quedarse en forma de salarios menguantes en industrias con alta tecnología manufacturera.
Una paradoja que ponía en duda el mito del trabajador cualificado. El caso de la Ciudad de Detroit es paradigmático. Se trataba de la mayor ciudad industrial dedicada a la manufactura automotriz en Estados Unidos, hogar de las Tres Grandes: General Motors, Ford y Chrysler. Si bien sus problemas empezaron desde la crisis del petróleo de 1973, Detroit vivió un prolongado deterioro industrial que comenzó con la caída sostenida de salarios. La industria del automóvil no dejaba de crecer, pero cuanto más trabajaba un obrero y más se capacitaba, menos salario percibía. Con la llegada del TLCAN muchos de esos empleos se fueron a la frontera norte de México. Quizá esta situación hubiera sido positiva si hubiera beneficiado a los trabajadores mexicanos para subir su nivel de vida. Pero en realidad fueron pocos los beneficiados mientras que la gran mayoría de trabajadores y trabajadoras en México engrosaron un amplio ejército de
reserva de mano de obra barata y sirvió como amenaza para evitar la organización sindical. Al poco tiempo los puestos de trabajo que habían llegado a México migraron hacia el sureste asiático. Tan sólo en el estado de Michigan, donde se encuentra Detroit, 46.000 puestos de trabajo desaparecieron como consecuencia del Tratado de Libre Comercio de Norte América según el Economic Policy Institute (EPI), un centro de investigación estadounidense con vínculos con el sector sindical. Precisamente el debilitamiento de la fuerza sindical fue la primera fase para poder deslocalizar las empresas automotrices.
El sindicato AFL-CIO, que agrupa a los trabajadores del sector industrial en Estados Unidos, asegura que el TLCAN ha significado la pérdida de, al menos, 700.000 puestos de trabajo. Detroit es hoy la ciudad más grande del mundo en bancarrota. Una imagen decadente rodeada de óxido y abandono. Otra imagen desoladora son los restos de las pequeñas granjas familiares rodeadas de grandes campos agroindustriales del medio Este. Campos enormes de monocultivos de maíz y soja subvencionados por el gobierno enmarcan lo que fueron cultivos diversificados de pequeñas propiedades familiares. Las grandes extensiones se encuentran cercadas y en ellas se puede leer carteles con los nombres de Monsanto o Archer Daniels, grandes empresas de semillas transgénicas. Estas empresas controlan la producción y la exportación de productos modificados genéticamente que al ser subsidiados llegan a bajo precio a los hogares del vecino país del sur. Esas familias en México han pasado de ser productoras de maíz, cultivo
nativo y centro de origen, a ser importadores netos. La competencia desleal y la asimetría han marcado las relaciones ejercidas desde los lobbies corporativos del agronegocio. Si bien no todo es atribuible al TLCAN, en cierto modo ha sido un experimento que ha inaugurado una época en la que no basta con tener un empleo capacitado para poder llevar un nivel de vida aceptable. De hecho, por primera vez en Estados Unidos habrá una generación que no tendrá un mejor nivel de vida que sus padres. Frente al TLCAN hubo una resistencia heroica de los trabajadores del campo y de la ciudad en los tres países involucrados. De hecho, fue el detonante de la insurrección indígena en el sur de México cuando la mañana del 1 de enero de 1994 el Ejército Zapatista de Liberación Nacional hizo coincidir su alzamiento en armas con la entrada en vigor del TLCAN, advirtiendo que se estaba condenando al campo a la desaparición. Veinte años después más de dos millones de campesinos mexicanos han perdido sus tierras y con ello sus trabajos. La lucha sindical en Estados Unidos fue fuerte en algunos sectores, pero la inercia del golpe a los sindicatos libres pasó factura para poder conservar derechos que se han perdido. Poco se sabía a ciencia cierta de sus efectos, pero a veinte años de distancia quedan pocas dudas de lo que significó para la mayoría de los trabajadores y campesinos empobrecidos.

¿Qué peligros hay para los pueblos de Europa con el TTIP?
A más de veinte años de distancia del TLCAN, un nuevo tratado irrumpe ante la crisis del capitalismo global, el Tratado Transatlántico o TTIP, por sus siglas en inglés. Ambos están hermanados en las falsas promesas de empleo y mejoras en los niveles de vida. Las voces a favor dicen que se incrementará el comercio entre las dos regiones. Las empresas europeas podrán ser tratadas como empresas locales en Estados Unidos y viceversa. Señalan que los aranceles desaparecerán y que los productos y servicios podrán ser comercializados sin trabas. Para ello se creará una comisión reguladora que armonice las legislaciones de ambos lados del océano. En este punto es donde las voces críticas ponen un primer alto. Vista la experiencia previa con el TLCAN, la armonización regulatoria puede parecerse más a una regulación a la baja para permitir que los productos norteamericanos puedan encontrar menores resistencias en el mercado europeo. Tal es el caso de los productos transgénicos que hoy se comercializan
libremente en Estados Unidos. O la baja protección fitosanitaria comparada con la europea. Los servicios públicos como la salud o la gestión del agua estarán también en la mira de los desreguladores. Además uno de los temas más preocupantes es el relacionado con los tribunales de controversias, como el llamado ISDS, una especie de arbitraje de diferencias entre los estados y los inversores. Es un mecanismo incluido dentro del TTIP que permitiría a una empresa llevar a un Estado ante un tribunal internacional privado
con el fin de esquivar la legislación nacional. Existen muchos casos de cómo estos juicios han beneficiado a la empresas a costa del dinero público de los países. La empresa energética sueca Vattenfall está reclamando a Alemania 3.700 millones de euros en compensación por la decisión de cerrar gradualmente las centrales nucleares a raíz del desastre de Fukushima; la tabacalera Philip Morris ha demandado a Uruguay por una campaña antitabaco que elimina la publicidad de las cajetillas; Egipto espera el resultado de un arbitraje después que la empresa Veolia denunciara al país por el aumento del salario mínimo. Así el ISDS otorga a las grandes empresas el poder de cuestionar decisiones democráticas incluso a favor de la salud de la población. La misma Comisión Europea ha admitido que es probable que el TTIP provoque un perjuicio para los empleos en Europa, muy dependiente del comercio intraeuropeo. Un estudio de la Universidad de Tufts en Estados Unidos alerta de una pérdida de 600.000 puestos de trabajo en la Unión Europea de los que 90.000 serán de los países del sur. De hecho Bruselas ya contempla ayudas para el desempleo generado por el TTIP, algo un poco contradictorio. El TTIP facilitará la entrada de las empresas privadas como proveedores de servicios públicos en el contexto actual de políticas de recortes y austeridad en Europa. Las grandes empresas estadounidenses tienen intereses en los servicios sanitarios, en la educación y en la energía. La firma del TTIP haría irreversible las privatizaciones que se han venido haciendo durante los últimos años. La alimentación también se está negociando. El centro del debate se encuentra en las restricciones referentes a los organismos genéticamente modificados, los pesticidas, la carne tratada con hormonas y promotores de crecimiento. La legislación europea no es perfecta, pero es más estricta que la de Estados Unidos donde el
70% de los alimentos procesados contienen ingredientes genéticamente modificados. La presión de los lobbies de la industria agroalimentaria podría provocar que las políticas de etiquetado en los productos europeos se modifiquen de tal forma que  no indiquen la procedencia de los alimentos o si éstos incluyen transgénicos.
¿Estamos a tiempo de detener el TTIP?
Existen ciertos momentos en que uno piensa que las cosas podrían haber tomado un giro distinto para no terminar en un callejón sin salida. De firmarse el TTIP el mundo caminará hacia la entrega total de las democracias al poder económico de las transnacionales, las verdaderas ganadoras. Las batallas sindicales contra el TLCAN no han prosperado, pero ha habido otros tratados que se lograron detener gracias a la movilización popular. El TTIP es opaco y antidemocrático, una amenaza para el empleo y un retroceso para el medio ambiente. En la medida en que se ha arrojado luz sobre su contenido, los negociadores y los lobbies de las empresas han tenido que dar explicaciones que ahondan más en el secuestro de la democracia. Muy poco sabemos sobre cómo continúan y qué contienen las negociaciones. Incluso desconocemos la fecha de la firma. Pero en caso de que sea firmado, todavía falta que los parlamentos de los países de la Unión Europea ratifiquen el TTIP. Esta mos a tiempo de cambiar el futuro de los pueblos de Europa al detener la firma del tratado. Esto equivale a poner a las personas y al planeta por delante del capital.

Arturo Landeros
Miembro del colectivo Educación
para la Acción Crítica (EdPAC)

El TTIP

El TTIP, que concentrará aún mayor poder político y económico en las multinacionales en detrimento de nuestros derechos sociales, laborales y civiles. Un verdadero asalto a la ya muy maltrecha “democracia””

Sí, el vampiro, dispuesto a chuparte lo que te queda de derechos sociales, laborales y ambientales. Con ganas de succionar la poca democracia que te queda. De robarte hasta la última gota de sangre.

Es el vampiro del TTIP, el acuerdo de libre comercio entre la UE y EEUU, que hasta ahora ha permanecido en las catacumbas, ocultado por la Troika, y alimentado a base de la sangre obtenida con los recortes y privatizaciones. Pero ahora lo quieren soltar para terminar de sepultar la democracia.

Un panorama desolador…pero ¡Tranqui! los vampiros asustan, pero es de sobra conocido como se combaten, Aquí va el kit de lucha contra vampiros:

  • Luz: Sí, un vampiro se desintegra al salir a la luz. Por eso tenemos que sacarlo de las catacumbas y hablar de él, generar debate, obligar a que nos cuenten qué hay detrás. Para ello es importante movilizarse el el 18 de abril, día internacional contra el TTIPen el que coincidiremos miles de ciudades de Europa y EEUU.
  • Estacas: Vamos a clavar una estaca en el corazón del Vampiro, en Bruselas. Para ello vamos a presentar 2.000.000 de firmas de parte de la ciudadanía europea, diciendo alto y claro que no queremos el TTIP. Si aún no has firmado puedes hacerlo aquí http://stop-ttip.org/firmar/
  • Ajo: Vamos a llenar las redes sociales de ajo. Por ello cada martes vamos a recordar que no queremos el TTIP, con el hashtag #TTIPTuesday
  • Y no te olvides de llevar agua “bendita”. Sí, bendita rebeldía. Nada como la lucha del día a día para seguir defendiendo nuestros derechos, nuestra vivienda, nuestras plazas, nuestro planeta, nuestra vida. No hay nada mejor para acabar con el vampiro y sus secuaces.

Así que ya sabes, difunde este correo, que este Tratado lo vamos a parar.


Explicación sencilla del TTIP:

Lo que esconde el tratado comercial Transatlántico
El Acuerdo Transatlántico de Comercio e Inversiones (TTIP) entre la Unión Europea y Estados Unidos intensificará las privatizaciones, ahondará en recortes sociales y pérdida de derechos laborales, y perpetuará la crisis ambiental.
¿Un Acuerdo Transatlántico de Comercio e Inversiones (TTIP)?
En junio de 2013 -y a espaldas de la población- comenzaron las negociaciones entre la Unión Europea (UE) y Estados Unidos (EEUU) para promover un Acuerdo Transatlántico de “libre” Comercio e Inversiones (también conocido como TTIP por sus siglas en inglés).
La UE y EEUU están perdiendo poder económico y político en el mundo. Con este tratado buscan crear la “zona de libre comercio más grande del planeta”: una nueva vuelta de tuerca neoliberal para declarar una “guerra comercial” a otras superpotencias (como China, Rusia o India) y recuperar parte de ese poder.
No en vano, han sido las multinacionales -como la industria automovilística, química, farmacéutica y agroalimentaria, empresas energéticas y de servicios, bancos, fondos de inversión, etc.- a ambos lados del Atlántico las que más han presionado para impulsar estas negociaciones. De hecho, la mayoría de reuniones que ha mantenido la Comisión Europea sobre el tratado ha sido con grupos de presión de las grandes empresas.
¿Qué regulará el TTIP?
Dado que los aranceles entre la UE y EE UU son ya muy bajos el tratado se centra en la eliminación de leyes a ambos lados del Atlántico con el fin de reducir costes para las multinacionales. Así, el TTIP puede desembocar en la supresión de regulaciones sociales, laborales, ambientales o de seguridad alimentaria y sanitaria y suponer una merma en las libertades digitales.
Un capítulo especialmente polémico es el de la protección de las inversiones, por la cual cualquier inversor privado internacional puede desafiar, ante tribunales comerciales antidemocráticos y poco transparentes, cualquier legislación (ambiental, laboral o social) que interfiera con sus beneficios. Por ejemplo, una moratoria al fracking (técnica muy contaminante de extracción de gas o petróleo) o una regulación sanitaria para prohibir el uso de sustancias tóxicas pueden ser objetos de demandas.
Si es tan preocupante… ¿por qué no hay debate social?
No hay debate porque el TTIP se está negociando en la sombra. Tras varias rondas de negociación la transparencia y la comunicación con la sociedad civil ha sido nula. Los únicos documentos que se conocen se deben a filtraciones. Ambas potencias se han comprometido a no publicar los documentos relacionados con las negociaciones durante 30 años. En septiembre de 2014, la Comisión Europea prohibió una Iniciativa Legislativa Popular Europea que invitaba a rechazar las negociaciones. La única consulta realizada, sobre la protección de las inversiones, era lo suficientemente compleja para dificultar la participación ciudadana y a posteriori, la UE ha amenazado con rechazar las miles de respuestas críticas que hubo.
Frente a la comunicación fluida y constante con las grandes multinacionales, toda comunicación con la sociedad civil por parte de la Comisión Europea se ha limitado a obviar las críticas y repetir, sin diálogo alguno, las supuestas (y no contrastadas) bondades del TTIP.
En mi día a día…¿qué puede suponer?
La armonización legislativa puede llevar a una equiparación aún más a la baja de la protección que nos queda, afectando a las normas de protección social, laboral, de la salud y del medioambiente. Así, podríamos ver aumentar la producción y la venta de transgénicos, de toxinas o de sustancias químicas peligrosas (como los alteradores hormonales que causan cáncer y otras enfermedades). El tratado podría servir para aumentar la vigilancia cibernética o las penas por compartir archivos en Internet.
En el terreno laboral, estas negociaciones se suman a las políticas antisindicales de EEUU, que se niega a ratificar convenciones de la Organización Internacional del Trabajo sobre el derecho a sindicarse, así como a los ataques de la UE y la troika imponiendo bajadas salariales y normas laborales más “flexibles”.
En cuanto a las liberalizaciones y privatizaciones, ya estamos sufriendo sus consecuencias: recortes, despidos, pérdida de derechos y de calidad de los servicios, poniéndose la rentabilidad económica por encima de todo, lo que genera mayores cargas para las mujeres y las personas con menos recursos económicos.
Y como gota que colma el vaso con los mecanismos de protección de las inversiones, maniatarían cualquier política de futuro destinada a proteger a la ciudadanía.
Bueno, pero… ¿no nos ayudará el TTIP a salir de la crisis?
La retórica de la UE habla de que el TTIP es la clave para “superar la crisis” y “crear empleo”. Sin embargo sus estudios internos demuestran que la destrucción de empleo en varios sectores, especialmente en las pequeñas explotaciones agrarias y ganaderas, puede ser descomunal. Además bajarían los ingresos de industrias como la maquinaria electrónica, equipos de transporte y metalúrgica, así como los sectores de productos madereros y papel, servicios a las empresas y de comunicación con la consecuente pérdida de puestos de trabajo.
El TTIP tampoco supondrá una ventaja a las pequeñas empresas y autónomos, puesto que al acuerdo aumentará la capacidad de las grandes corporaciones para desplazar, aún más, al pequeño comercio.
El pacto básicamente busca ahondar en la misma receta que ya se esta aplicando: recortes sociales, laborales y ambientales junto con una buena dosis de privatizaciones. ¿Ha servido esto para paliar la crisis?
Y sin TTIP… ¿Hay alternativas a la crisis?
Toda salida justa y sostenible a la crisis sólo puede pasar por el reparto de la riqueza y del trabajo asalariado y doméstico, atenerse a los límites del planeta y poner la justicia social, la igualdad, el cuidado de la vida y de las personas en el centro de cualquier política pública. Algunas de estas propuestas se han concretado en el Mandato Alternativo de Comercio.
Esto es justo lo contrario de lo que propone el TTIP, que concentrará aún mayor poder político y económico en las multinacionales en detrimento de nuestros derechos sociales, laborales y civiles. Un verdadero asalto a la ya muy maltrecha “democracia”.
Con todo esto… ¿,qué podernos hace?
En primer lugar es necesario forzar al poder político a sacar las negociaciones de la trastienda y obligar a que haya un debate público sobre el modelo de economía que necesitamos.
En segundo lugar, unir las diferentes iniciativas sociales para impedir las negociaciones del Tratado Transatlántico de Comercio e Inversiones. De hecho, varios sectores de la sociedad -organizaciones de consumidores, grupos ecologistas y feministas, sindicatos y diferentes asociaciones de ámbitos tan dispares como los derechos humanos, la cultura libre o el comercio justo- nos hemos organizado para confrontar esta vuelta de tuerca en el aumento del poder de las grandes empresas. Ya existen plataformas locales en diferentes ciudades, coordinadas en una Campaña estatal (noalttip.blogspot.com.es).
Y sobre todo, seguir defendiendo los servicios públicos, la democracia directa y participativa, la gestión colectiva y sostenible del planeta, la economía ecológica y feminista basada en los cuidados y la vida frente al poder corporativo.

CONMOVEDORAS PALABRAS DE UN PADRE

Hay que crear conciencia- ¿Será verdad que los políticos no viven  en el mismo mundo que el resto de los mortales?

Mi nombre es José Carlos, bueno, en realidad aquí donde estoy no tengo nombre. En la planta de oncología pediátrica del Hospital Virgen del Rocío, los papas no tenemos nombres, nos llamamos por el nombre de nuestro hijo.
Por eso aquí, soy el papa de Valeria Adorna de 3 añitos que hace tiempo comenzó a sentirse muy mal y fue diagnosticada de una cosa con un nombre muy feo, en su abdomen, que no soy capaz de pronunciar. Por desgracia para ella, y para toda la familia, hemos tenido que afrontar una de las experiencias más terribles que una familia puede vivir. Nadie está a salvo de eso, de repente un día te levantas y nada vuelve a ser lo mismo, tú única suerte es que están ellos y que están por todas partes.
Recuerdo el primer día que llegue a esa planta, el equipo médico de oncólogos pediátricos- y todo el personal sanitario- nos cogió fuerte la mano y nunca más nos la soltó. Ellos sí que saben de esperanza, pero de esperanza de verdad, de esa que te permite levantarte por las mañanas y te hace soñar con un mañana mejor. Esa esperanza a la que te agarras cuando ves como tu pequeña pierde peso, se le cae el pelito, tiene vómitos,… en definitiva, no es la misma que hace unos meses jugaba en el parque. Todo en ella ha cambiado, todo menos la alegría y las ganas de vivir que el personal de esa planta le inyecta cada día. Son ángeles, personas que tienen un don especial para poder soportar las peculiaridades de cada caso y para tener el valor de seguir sonriendo cada día.
Por desgracia somos un caso de los más de cien que atienden en esta planta en un solo año..… suerte que están ellos y que están por todas partes. Día a día los ves al límite, por desgracia no pasa un día que no venga un amigo nuevo a la planta a veces incluso varios, a todos los arropan entre sus alas. Aún recuerdo y nunca lo olvidaré el primer día que entre en aquel lugar.
Cuando le diagnostican algo así a la persona que más quieres en este mundo, pierdes el control de tu vida. Te conviertes en un barco a la deriva sin saber por dónde tirar, hasta que Palma, Eduardo, Nacho, Cati, Gema, Elena, Ana, José Antonio, Israel, Rosa, etc, etc, etc, entra en nuestras vidas. Entonces se convierten en nuestros guías, en nuestro faro, nuestra luz y nos van dando las pautas para que no te pierdas. Para que puedas estar a la altura de la situación ya que su apoyo es muy importante para la pequeña. Nosotros tuvimos suerte, porque cada vez que nos invadía una duda, problema o complicación, ellos estaban ahí, al pie del cañón.
Pero hoy nos hemos levantado con una noticia que ha sobrecogido nuestros corazones, el personal sanitario que atiende el hospital infantil se ve drásticamente reducido. La oncóloga de Valeria, y otros muchos compañeros que ha reconducido muchas vidas, los sientan una semana en su casa porque al parecer no hay dinero suficiente para pagarles, dicen que los médicos que se quedan pueden asumir toda la carga de trabajo, guardias, sábados, etc.
Pobres padres que, cuando se vean perdidos en esta enfermedad tan compleja, vayan a la unidad de oncología, a ecografías, cirugía y le den cita para unos meses por el exceso de trabajo, porque haya menos oncólogos, cirujanos, enfermeros… y se hagan menos pruebas a estos niños cuyos padres esperan con angustia esos resultados.
Pobres médicos y enfermeras que, sabiendo las necesidades de esos niños enfermos, no puedan cubrirlas con los medios que tienen a su disposición.
Y sobre todo, y lo peor, pobres niños que les toque pasar por esto en un momento de “recortes” y “crisis” de la que son lo menos culpables de todos.
Quiero que recapacitéis sobre lo que, dentro de un hospital, se puede o no recortar. Supongo que tendréis unos objetivos de recorte pero quiero que sepan que hay objetivos que no se pueden cumplir por mucho que vengan impuestos, sería importante que las personas que os lo piden lo supieran. Que lo trasmitáis, con nuestra voz y de nuestra mano. Ruego que haga seguir mi carta a donde haga falta para que puedan entender los que mandan, y sin que tengan que pasar por ello, lo duro que ya de por si es tener un hijo enfermo, para que los recortes lo hagan aún más duro y lo que es peor, pueda traer consecuencias graves por la falta de pruebas o la saturación de quirófanos y del personal.
Ruego que la persona que lea esto se ponga por un momento en la piel de nosotros –los padres- y que, si tienen hijos, los pongan en la piel de esos niños y que me digan, con la mano en el corazón, si estos recortes son de verdad indispensables y no podéis con vuestros estudios y recursos buscar alternativas a esta situación.
Por favor que los recortes no sea a costa de la calidad de vida y la salud de nuestros hijos, algunos de ellos en la última etapa de su vida. Que recorten en políticos, que sobran a montones y no digamos de asesores, esos sobran todos.

Gracias por su atención y por dedicarme su tiempo en esta época de sobrecarga de trabajo.

Navegador de artículos